Rate this post

Es la noticia del día. Como os hemos contado hace unas horas, el diario Financial Times ha publicado que Apple está barajando la posibilidad de comprar Beats Electronics, una empresa que ha alcanzado una enorme popularidad gracias a sus auriculares, por nada menos que 3.200 millones de dólares. Una auténtico pastón.

Casi todos hemos recibido esta noticia con asombro porque, en principio, cuesta creer que la firma de la manzana esté dispuesta a desembolsar tanto dinero solo para hacerse con un fabricante de auriculares. Por muy buena imagen de marca que tenga. Sin embargo, parece ser que Apple también podría estar muy interesada en hacerse con el servicio de streaming de música de Beats, que, dicho sea de paso, podría no estar dando los resultados esperados.

En cualquier caso, aunque Tim Cook y los suyos contemplen Beats Electronics como un «paquete completo» que podría permitirles afianzar su presencia en el mercado de la distribución de música mediante streaming, la principal área de negocio de esta firma, por el momento, son los auriculares, y, en menor medida, los altavoces inalámbricos.

Un arranque comercial muy potente

En menos de seis años Beats ha conseguido algo al alcance de muy pocas empresas: crear una imagen de marca muy potente que les ha permitido afianzarse de una forma contundente y en un plazo de tiempo récord en el mercado de los auriculares. El «peso específico» de los fundadores de la compañía y algunas decisiones acertadas, en las que profundizaré un poco más adelante, fueron decisivos para consolidar este éxito, de eso no cabe la menor duda.

Beats Electronics fue fundada en 2008 por el cantante y productor musical Andre Young «Dr. Dre» y Jimmy Iovine, el presidente del sello discográfico estadounidense Interscope Geffen A&M. Ambos son buenos conocedores del mercado musical, y, a la par, también son muy conocidos por el público, especialmente el rapero «Dr. Dre». El hecho de que una de las cabezas visibles de la compañía «arrastre» a toda una legión de seguidores ayuda, desde luego. Pero probablemente no es suficiente para consolidar un éxito tan notable como el de Beats.

Nombres propios en BEATS

Young y Iovine, además, contaron prácticamente desde el principio con la ayuda de una valiosa aliada: Monster Cable. Esta firma es propiedad de Noel Lee, un gurú de la Alta fidelidad, y está especializada en el diseño y la fabricación de cables de audio y vídeo, auriculares, altavoces inalámbricos y otros productos del mundo del A/V. Contar con la experiencia y el bagaje tecnológico de Monster supuso un fuerte espaldarazo para Beats. De hecho, hay quien asegura que fue Noel Lee quien propuso a Young y Iovine montar Beats Audio. Y no es una idea descabellada. En cualquier caso, la empresa de Noel Lee se encargó de la fabricación de los auriculares de Beats durante los primeros cinco años, una decisión que, en mi opinión, garantizó a Young y Iovine contar con un producto competitivo.

Beats ha conseguido algo al alcance de muy pocas compañías: afianzarse en el mercado en un plazo de tiempo récord

La segunda decisión que ayudó notablemente a Beats a «despegar» fue puramente de marketing, y consistió en asociar sus productos a la imagen de algunos de los intérpretes de música Pop y Hip Hop del momento. De hecho, sus auriculares incluso aparecieron en algunos videoclips, lo que les ayudó a llamar la atención de los usuarios jóvenes. En muy poco tiempo Beats Audio consiguió establecerse como la marca de auriculares de moda. El resto… es historia.

¿Son realmente tan buenos como los pintan?

No. En mi opinión, no lo son. Lo que os he contado hasta ahora refleja algo que todos sabemos: el éxito de una empresa no depende solo de la calidad de sus productos. La imagen de marca que es capaz de construir y el marketing ayudan. Y mucho. En cualquier caso, mi intención es ser lo más honesto y riguroso posible, y lo que pienso sinceramente es que algunos auriculares de Beats, especialmente los modelos de las familias Studio y Pro, tienen un sonido bastante convincente.

La construcción de los auriculares que he tenido ocasión de escuchar no está nada mal, y su estética moderna y desenfadada gusta a muchos incondicionales de la música, en especial a los más jóvenes. Sin embargo, todos los modelos que he probado tienen una característica en común, que, en mi opinión, reduce mucho su atractivo: colorean el sonido. Basta escuchar música con ellos durante unos minutos para darse cuenta de que refuerzan las frecuencias graves, lo que provoca que enmascaren en cierta medida el resto del espectro audible y se impongan a las frecuencias medias y altas. Curiosamente, este diseño acústico suele gustar a los aficionados a algunos estilos musicales, como el Hip Hop, el Rap y el Heavy, y su opinión, cómo no, es absolutamente respetable.

¿Fidelidad?

Sin embargo, esta falta de transparencia desvirtúa en cierta medida el contenido musical original, el que está registrado en la grabación. Por esta razón, a un aficionado a la música al que le guste escuchar un poco de todo y busque unos auriculares que «coloreen» lo mínimo posible sus temas favoritos, no le aconsejaría unos de Beats. Tampoco le propondría otras marcas que también suenan mucho últimamente, y que, siguiendo la estela de Beats, ofrecen un sonido «coloreado».

Los auriculares de Beats «colorean» el sonido y refuerzan los graves, lo que los hace poco apetecibles para algunos géneros musicales

Yo, particularmente, que escucho un poco de todo, desde música Pop a Rock, pasando por el Reggae y la Clásica, prefiero quedarme con unos auriculares que sean lo más transparentes posible y no refuercen un rango del espectro audible de frecuencias en particular. Hay muchas marcas con productos de muy buena calidad en el mercado, como Audio-Technica, AKG o Sennheiser, entre muchas otras, y, aunque algunos son caros, todas tienen modelos de precio razonable.

Todo lo que he compartido con vosotros en este post no hace otra cosa que reforzar la sensación que tengo de que Apple, si finalmente decide ejecutar la compra de Beats Electronics, no está solo interesada en sus auriculares o en la tecnología de ecualización que la firma de Young y Iovine vendió en su día a empresas como HP o HTC para que pudiesen integrarla en sus dispositivos. Tiene que haber algo más, y es muy probable que la clave de esta operación se esconda en el servicio de música por streaming de Beats.

 

 

Publicado por: http://www.xataka.com/altavoces/son-los-auriculares-beats-algo-mas-que-marketing

¿Son los auriculares Beats algo más que marketing?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Pulse aceptar o pinche mira política de cookies.ACEPTAR

Aviso de cookies